La felicidad puede ser entrenada

Shauna Shapiro,  psicóloga y profesora de la Universidad de Santa Clara, explica como la meditación afecta a nuestro cerebro potenciando las que comúnmente llamamos “emociones positivas” : alegría, serenidad, optimismo, compasión… Esta afirmación se demostró con  un experimento realizado a personas que sin ningún tipo de experiencias se entrenaron en la meditación Mindfulness.

Para Shapiro es una noticia extraordinaria porque demuestra que la  felicidad no se incrementa por un cambio de las circunstancia externas sino que se produce a través de un cambio interior. Como dice Richard Davidson: “La felicidad puede ser entrenada porque las estructuras de nuestro cerebro pueden ser modificadas”.

La duración del vídeo es de 6:10 minutos y está subtitulado en español.

FacebookTwitterGoogle+Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *